Impregnación al vacío

¿Qué es la impregnación al vacío?

La impregnación al vacío sella la porosidad y las vías de fuga que se forman durante el proceso de fundición o moldeo. La impregnación al vacío detiene la porosidad de colada y permite a los fabricantes utilizar piezas que de otro modo serían eliminadas. La impregnación al vacío es el método preferido para sellar la porosidad a fin de evitar que los fluidos o gases se filtren bajo presión.

 

¿Qué causa la porosidad?

El proceso de fundición de metales es muy sofisticado, pero todavía tiene imperfecciones inherentes. Cuando se licua e inyecta en un molde, el metal crea burbujas de gas que quedan atrapadas dentro de la forma moldeada a medida que el metal se solidifica. Las burbujas de gas crean bolsas de aire, pliegues e inclusiones. Dependiendo de su tamaño y su ubicación aleatoria dentro de la pieza moldeada, esta porosidad puede causar la fuga de piezas metálicas cuando se colocan bajo presión. 

 

Haga Más con Menos

La industria demanda cada vez más que los fabricantes “hagan más con menos”. La impregnación al vacío ayuda a hacer esto posible.

 

En la industria automotriz, los ingenieros están especificando metales más ligeros y paredes más delgadas en componentes críticos tales como bloques de motor (monoblocks). Al mismo tiempo, estos OEM’s tienen requerimientos de desempeño más elevados y menores índices aceptables de fuga en castings. Estas especificaciones y requerimientos más estrictos resultan en más castings rechazados y desperdiciados debido a porosidad. Esto aumenta los costos, limita la capacidad y retrasa la producción.

 

Gracias a la impregnación al vacío de Godfrey & Wing, los fabricantes pueden cumplir con los requerimientos de los OEM’s, y asegurar la calidad de sus componentes y la integridad de sus resultados finales.

 

Descarga nuestro libro electrónico de impregnación al vacío